Era se una vez una delicada mariposa, que hacía mariposadas.